Archivos de la Categoría 'Cine Coreano'

El hombre sin pasado (Lee Jeon-beom 2010)

El hombre sin pasado poster movie
Título internacional: The man from nowhere.
Título original: Ajeossi.
Dirección y guion: Lee Jeon-beom
País: Corea del Sur Año: 2010.
Duración: 119 min. Género: Acción, thriler
Interpretación: Won Bin (Cha Tae-shik), Kim Sae-ron (Jung So-mi), Kim Hee-won (Man seok),
Song Young-chang (Sr. Oh), Kim Tae-hoon (Chi-gon), Thanayong Wongtrakul (Ramrowan), Kim Hyo-seo (Hyo-jeong).
Producción: Lee Tae hun Música: Shim Hyun-jung.
Fotografía: Lee Tae-yoon Montaje: Kim Sang-bum.
Diseño de producción: Yang Hong-sam. Vestuario: Jang Ju-hee.

El hombre sin pasado es una estupenda película coreana del año 2010 que merece y mucho la pena ver. El protagonista es, Tae-shik, un personaje siniestro que trabaja como userero. Ya saben compra cosas de valor a precio ridículo, a personas que necesitan algo de dinero como el comer. A pesar de esa aura siniestra, una niña, So-mi, se le acerca y busca su compañía. La madre de la niña se dedica a la prostitución, roba a quien no debe, y acaba asesinada. La niña, se queda sin madre y acaba en un muladar donde se ve obligada a realizar acciones para unos mafiosos, esperando tener la edad suficiente para ser asesinada y sus órganos distribuidos de manera ilegal por todo el país. Este es el escenario escabroso, cruel, violento y desolador.

Tae-shik que cubre su rostro con un mechón de pelo negro que vela parte del mismo, ocultando así su pena y tristeza, se ve envuelto, a regañadientes en una trama infernal: plantar cara a los mafiosos.

Pero Tae-shik no es un mindundi, no, es nada menos que una máquina de matar perfectamente entrenada y engrasada, a quien, encontrar a la niña, le obligará a moverse rápido y poner todo su mundo patas arriba. En ese cuerpo a cuerpo con los mafiosos, no faltan las escenas violentas, la sangre a raudales, los hachazos, el vuelo de los cuchillos, los cuerpos cercenados, con unas coreografías espectaculares.

El hombre sin pasado

Las dos horas que dura la película se pasan en un suspiro, ya que si la primera media hora transcurre tranquilamente, luego todo se acelera, hacia un final hipnótico.

Bonita la fotografía, perfecto el montaje, grandilocuente la música, ajustadas las interpretaciones (muy bien el actor Won Bin y estupenda la inocencia de la niña, Kim Sae-ron) y cómo de telón de fondo, un mundo sucio, cutre, bárbaro, sórdido, vaciado de amor, no todo él, por eso, porque Tae-shik le coge el gusto a eso de emocionarse e incluso a llorar a moco tendido, tenemos ante nosotros un peliculón contundente, sensible, delicado, potente, y vibrante que hay que ver (una y otra vez).

En Corea del Sur les gustó mucho esta película. El hombre sin pasado lo vieron 6 millones de surcoreanos. En España no ha sucedido lo mismo pues paso a hurtadillas por la cartelera. Una pena. Por eso es hora de reivindicara esas películas que valen la pena. Aviso a navegantes. Esta es una de ellas.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

The yellow sea (Na Hon-jin 2010)

The yellow sea poster movie
Dirección: Na Hong-jin
Dirección artística: Hwang In-jun
Diseño de producción: Lee Hwo-Kyoung
País: Corea del Sur
Año: 2010
Género: Thriller, drama
Duración: 140 minutos
Guión: Na Hong-jin
Música:Jang Young-kyu, Lee Byung-hoon
Fotografía: Lee Sung-je
Montaje: Kim Sun-min
Protagonistas: Ha Jung-woo (Gu-Nam), Kim Yun-seok (Myun), Cho Seong-Ha, Lee Chul-Min, Kim Jae-hwa

The yellow sea es una película surcoreana del 2010, cuyo visionado recomiendo para cualquier cinéfago que se precie de tal. No sé el motivo, pero la mayoría de las pelis coreanas que voy viendo superan con creces las dos horas. En este caso sus 140 minuitos quedan justificados dado que la historia que se quiere contar necesita tener el crono de su lado para ser explicitada como merece.

La historia transcurre en la ciudad fronteriza de Yanji, entre Corea del Norte, China y Rusia, donde la mayoría de la gente se dedica al trapicheo y a actividades al margen de la ley. Allí tenemos a un taxista, Gu-nam, desesperado, quien lo que gana trabajando se lo gasta jugando a las cartas, soñando con ir a China a buscar a su mujer que lo abondonó, al poco de nacer su hija pequeña.

Así las cosas, y ya a la desesperada, Gu-nam acepta, cruzar la línea roja y realizar un trabajo para un mafioso local, Myun. Abandonará Corea del Sur para ir a China, y esto se convertirá en un periplo. Una vez en China deberá localizar a un individuo, matarlo y darle a Myun el dedo gordo del difunto.

La odisea que sufre Gu-man está narrada con verosimilitud, pues no es un héroe ni mucho menos, sino alguien, un hombre común, que tiene miedo y sufre y padece, y a quien la idea de encontrar a su mujer ejerce de acicate para hacer frente a las inclemencias de todo tipo y dejarse, si es menester, la piel en el intento.

No faltan las persecuciones espectaculares, escenas de acción brillantes, unos fotogramas que supuran fisicidad y todo ello con un fondo dramático que pone los pelos de punta. Siendo como son de explícitos los coreanos, la violencia que vemos es desmedida, así que cuando se juntan varios coreanos con machetes y cuchillos aquello se convierte en una carnicería, pues no les tiembla el pulso a la hora de abrir cuerpos en canal, y realizar amputaciones de todo tipo y lo hacen sin ningún tipo de subrayado lo que hace esa violencia todavía más sobrecogedora y real.

Estupenda la actuación de Ha Jun-woo, pareja a la de, Kim Yun-Seok (uno de esos mafiosos llamados a perdurar en esto del cine).

The yellow sea

El final (una escena memorable) es el broche perfecto para una aventura desventurada, desesperanzada y aciaga que busca el acomodo de la tragedia de Gu-man en un relato potente y muy eficazmente puesto en escena.

The yellow sea es la segunda película de Na Hong-jin tras la estupenda y demoledora The chaser (2008), y junto a Encontré el diablo, El hombre sin pasado, Cold Eyes, The Berlin file, Mother, etc…. convierten a Corea del Sur en una potencia fílmica a la cual vale la pena acercarse para disfrutar de joyitas como esta.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Encontré al diablo (Kim Jee-woon 2010)

Encontré al diablo
Director: Kim Jee-woon
País: Corea del Sur
Año: 2010
Género: Thriller, gore
Duración: 138 minutos
Elenco: Byung-hun Lee , Choi Min-Sik , Gook-hwan Jeon

Encontré el diablo es una burrada sublime, una plasmación de una venganza como nunca antes la había visionado, por obra y gracia de Kim Jee-woon.

Kyung-chul es un psicópata que mata a sus víctimas, la mayoría jovencitas, sin miramiento alguno, empleando para ello cuchillos, hachas o tubos, con los cuales revienta las cabezas de sus víctimas como si se trataran de melones maduros.

Una de sus víctimas es la hija de un policía retirado. Tras el crimen el padre de la joven habla con, Soo-hyun, novio de su hija, y traman un plan: consumar la venganza. A tal fin, y dado que el padre tiene información de primero mano, esto le permite a Soo-hyun, ir tras la pista de los posibles sospechosos, hasta que al final da con Kyung-chul.

Una vez que ambos se encuentren Soo-hyun le dará su merecido al malvado Kyun-chul, pero no lo mata de buenas a primeras, sino que lo que éste quiere es hacerlo sufrir, de la misma manera que lo hizo su amada antes de morir. Esto no es empresa fácil dado que el asesino, ni sufre ni padece, y no parece haber nada sobre la faz de la tierra que sea capaz de hacerle sentir dolor, de conmoverlo, en una actitud, la suya, en las antípodas de cualquier atisbo de culpa o remordimiento.

Esta senda de destrucción, esa sed inagotable de venganza, que sufre Soo-hyun parecer ser infinita, y nada de cuanto se le va ocurriendo para infringir daño a su víctima, logra aplacar su quemazón.

En ese juego del gato y el ratón, se nos van más de dos horas: intensas, brillantes, espeluznantes, repulsivas, en muchos momentos. Lo interesante es que si bien la película podría considerarse como algo gore, lo brutal, es que esto que vemos puede suceder, y de hecho sucede, que carniceros así hay en todos los rinconces del globo, que son una maldición contra la que no encuentra armas con las que luchar.

Encontré al diablo

Min-sik Choi, en la piel de Kyun-chul ofrece uno de los mejores malvados que haya visto (y no es porque no abunden) en una pantalla de cine. Lo que Kim Jee-woon, pergeña, sobre algo tan manido, universal y arcaico como la sed de venganza, es tan soberbio que no me que otra que recomendar esta película, no apta para todo los públicos, porque es salvaje en grado máximo.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Cold Eyes (Jo Ui-seok, Kim Byung-seo 2013)

Cold Eyes poster movie

Director Jo Ui-seok, Kim Byung-seo
Producción Lee Yu-jin
Guión Jo Ui-seok Based on Eye in the Sky by Yau Nai-Hoi and Au Kin-Yee
Elenco: Sol Kyung-gu, Jung Woo-sung, Han Hyo-joo, Lee Junho
Music Dalparan, Jang Young-gyu
Dirección artística: Kim Byung-seo, Yeo Kyung-bo
Edición Shin Min-kyung
Año: 2013
País: Corea del Sur
Duración: 120 minutos
Género: Thriller, robos

Cold Eyes una divertida película coreana (del Sur) que en nada tiene que envidiar a cualquier producto americano palomitero de esos que abarrotan las salas de cine y cuentan su recaudación por millones de euros o dólares. A pesar de que Corea es un país con películas de menos presupuesto, éstas lucen igual de bien que las gringas. Cold Eyes, remake de la película hongkonesa Eye in the Sky (2007), es un claro ejemplo de lo anterior.

La historia va de robos. El cerebro de la operación es James, la sombra, que tras estar en la trena durante unos años por un error, ahora decide hacer las cosas bien, sin cometer más fallos, tarea que no siempre es fácil cuando recurres a desgarramantas que la lían a las primeras de cambio.

Después de cometer el robo la policía se pone a investigar y tras mucho empeño, el detective Hwang, y su equipo logran ponerse tras la pista de La Sombra, quien como una anguila correosa no se deja apresar.

La planificación de los robos es magnífica (bonitas las escenas de visión panorámica y 360º), James lo tiene todo estudiado al segundo, conómetro en mano, y además de manejarse bien con los husos horarios lo hace todavía mejor con los puños y objetos cortantes, como tendremos ocasión de comprobar.

Hay persecuciones infartantes, peleas cuerpo a cuerpo, descensos con arneses y una tensión bien lograda y sostenida, que no decae hasta el final. En los tres últimos cuartos de hora si la historia se hubiera limado un poco más hubiera resultado aún más intensa y contundente. A pesar de todo, la película es un thriller de calidad, de los que se disfrutan a tope, a lo que ayuda y mucho unos actores y actrices de gran nivel como son: Sol Kyung-Gu, Jung Woo-Sung, Han Hyo-Joo.

Si tenéis ocasión de verla, hacerlo, no os defraudará. El cine coreano es a día de hoy un valor seguro. ¿Pruebas?. The Yellow Sea, El Bueno el Malo y el Raro, Mother, The berlin file, El Hombre sin Pasado, por citar algunas.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

En otro país (Hong Sang-soo 2013)

En otro país poster movie

Película: En otro país. Título internacional: In another country. Título original: Da-reun na-ra-e-suh. Dirección y guion: Hong Sang-soo. País: Corea del Sur. Año: 2012. Duración: 89 min. Género: Drama. Interpretación: Isabelle Huppert (Anne), Kwon Hye hyo, Jung Yu Mi. Producción: Kim Kyoung Hee. Música: Jeong Yong-jin. Fotografía: Jee Yune-jeong y Park Hong-yeol. Montaje: Hahm Sung Won.

Después de ver The Berlin file, hablo ahora de En otro país, otra película coreana, de otra índole, aquí no hay acción, ni tiroteos, ni suspense, más bien una historia o varias, porque son tres, bien contada, insuflada de un saludable sentido del humor.

Las historias transcurren en Corea del Sur, en un lugar costero, allí hay un alojamiento turístico, donde una de sus empleadas, embebida de cine, cuaderno en mano, pergeña historias, que luego nosotros visualizamos.

En esas historias se juega con el concepto de lo extranjero, encarnado bajo la apariencia de Anne (Isabelle Huppert), una francesa que llega a esas latitudes bajo diferentes identidades e igual rostro. En la primera historia es una directora de cine, en otra es una mujer infiel que busca la compañía de un director de cine local, y en la última, una mujer despechada a la que su marido, francés, le ha puesto los cuernos con una coreana, más joven.

La película es sencilla y naturalista en su planteamiento, y dialoga sobre la relación que se establece entre el lugareño y el extranjero. Que aquí, sea una francés, guapa y sutil, la convierte en el objeto del deseo de los hombres coreanos, que a su lado la pretenden. A su vez Anne, se deja seducir por lo diferente, lo nuevo, lo extraño, lo recóndito, aquello con lo que que quizá no vuelva a tener contacto en un futuro.

No falta el humor, presente en las tres historias, con personajes parlanchines, dados a las muecas, muy gestuales, como en el caso del socorrista, quien hablando en inglés, parece una caricatura, o ese monje, que a pesar de querer desprenderse de cualquier afán o pulsión no puede abandonar su pluma Montblanch.

Una película que figura entre las mejores del año, si hacemos caso a revistas de cine especializadas como Caimán Cuadernos de cine.

La he visto con agrado, disfrutando de su sencillez, de su frescura, por lo que tiene de cotidiano, de espontáneo, de real y agridulce. Huppert de nuevo ofrece otra gran papel, aquí sin apenas esfuerzo.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

The berlin file (Ryoo Seung-wan 2013)

The berlin file poster movie

Película: The Berlin file. Dirección y guion: Ryoo Seung-wan. País: Corea del Sur. Año: 2013. Duración: 120 min. Género: Acción, thriller. Interpretación: Ha Jung-woo (Pyo), Han Suk-kyu (Jung), Ryoo Seung-bum (Dong), Gianna Jun (Ryun). Producción: Han Jae-duk y Kuk Su-Ran. Música: Cho Young-wuk. Fotografía: Choi Young-hwan. Dirección artística: Chun Soo-a. Vestuario: Shin Ji-young. Distribuidora: Mediatres Estudio.

The Berlin file fue la película más taquillera en Corea (del Sur, se entiende) en 2013.

La acción no transcurre en Séul, sino en Occidente, en la ciudad alemana de Berlín.

El éxito de la propuesta guardaría relación directa con un ritmo trepidante, que no ceja en ningún momento. Todo aquel que quiera ver un producto fílmico donde no falten las explosiones, los tiroteos, las persecuciones, las luchas cuerpo a cuerpo, en The Berlin file encontrará todo esto, lo que explicaría los buenos resultados que el cine surcoreano encuentra allende sus fronteras, en territorio europeo, a lo que contribuyen directores como Park Chan-wook, Kim Jee-woon ,Bong Joon-ho, Im Kwon-taek, Shim Hyung-rae, Shin Sang-ok, Hong Sang-soo, Na Hong jing, Lee Chang Dong, y cómo no, Kim Ki-duk.

Además de mucha acción, hay una historia detrás, un cóctel de cine de espías, con agentes secretos, algunos dobles o triples, mujeres que esconden un terrible secreto, hombres de Estado convertidos en marionetas, servicios secretos de un puñado de países, mafiosos en todas sus variantes, y bastante reflexiones sobre el ejercicio que el poder ejerce sobre el ciudadano medio, reducido a marionetas que ejecutan acciones a menudo arbitrarias dictadas por políticos contingentes.

El marco berlinés se reduce a eso, a un trasfondo inane, con muy poco peso en la historia. Por lo que se podía haber elegido cualquier otra localización europea sin que el resultado se hubiera visto alterado.

El actor principal, Ha Jung-woo está brillante. Podemos pensar que los actores coreanos son poco expresivos, algo que no se sostiene tras visionar la adrenalínica The Berlin file.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

The chaser (Nao Hong-jin 2008)

The chaser movie poster 2008Dirección: Na Hong-jin.
País: Corea del Sur.
Año: 2008.
Duración: 123 min. Género: Drama, thriller.
Interpretación: Kim Yoon-suk (Jung-ho), Ha Jung-woo (Young-min), Seo Young-hee (Kim Mi-jin), Kim You-jung (Eun-jee), Jeong In-gi (detective Lee), Park Hyo-ju (detective Oh), Koo Bon-woong (Meathead), Oh Woo-jung (Sung-hee), Yoo Ji-yeon (Hee-jung).
Guión: Na Hong-jin, Hong Won-chan y Lee Shin-ho.
Producción: Kim Su-jin y Yoon In-beom. Música: Kim Jun-seok y Choi Yong-rock.
Fotografía: Lee Sung-je. Montaje: Kim Sun-min.
Diseño de producción: Lee Min-bog.

The chaser es otra versión más de una cacería. La llevada a cabo entre Joong ho-Eom, un expolicía reciclado en proxeneta y un psicópata impotente, Young-min Jee, que cincel en mano, -trasunto de su pene- quita la vida a las prostitutas a las cuales solicita los servicios por vía telefónica.

Cuando una de las prostitutas, la adorable Mi-jin Kim desaparece, Joong se afana en su búsqueda. Azarosamente, Joong y Young-min tienen un colisión con sus coches y Joong coge al vuelo que quien tiene enfrente es el psicópata que según cree ha secuestrado a sus chicas para luego venderlas. Pero no, Young-min no es un tratante de blancas o amarillas, es un psicópata que disfruta matando, enardecido por el borboteo de la sangre fresca, quien cuelga a sus víctimas de un gancho para desangrarlos, aligerando así su peso, sin importarle estas lo más mínimo.

Tras ese encuentro fortuito, ambos acabarán retenidos en la comisaria. Pronto Joong es puesto en libertad, mientras que Young en un principio se declara culpable de una docena de crímenes para retractarse luego y quedar finalmente en libertad (poniendo en evidencia el sistema policial coreano). El caso es que Mi-jin no está muerta, y trata de liberarse como puede, cincelada como está, de las cuerdas que la retienen.

El ritmo de la película es trepidante. No hay efectos especiales, sino mucha fisicidad en las escenas. Así las tundas que Joong le da a Young no pueden resultar más creíbles. Lo mejor sin duda de esta película es como está dosificado el suspense, pues nos tiene a los espectadores todo el rato con el alma en vilo, deseando que Mi-jin logre escapar y sea rescatada (ahí guarda muchas similitudes con Buried y ambas son asfixiantes), mientras Joong se deja la vida en su empeño, corriendo como un poseso por las calles de Seul, obsesionado por encontrar a su empleada, máxime cuando descubre que tiene una niña pequeña.

Los actores que encarnan al captor como a su presa, están soberbios y a pesar de ser un thriller y no contar nada que no hayamos visto ya, Nao Hong-Jin, que por cierto debuta en el largometraje con esta película, logra dotar a sus personajes de alma, de sentimientos, y eso se agradece pues hace de la película algo vivo, vibrante, desasosegante, emocionante. Vamos, que el cine coreano nos deja de vez en cuando a nuestro alcance, a nosotros cinéfilos entusiastas, unos cuantos regalitos y este, amigos, es uno de ellos.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Simpatía por Lady Vengeance (Chinjeolhan geumjassi, 2005)

Lady VengeanceDirección: Park Chan-wook.
Reparto: Lee Yeong-ae (Lee Geum-ja), Choi Min-sik (Sr. Baek), Tony Barry (padrastro), Oh Dal-soo (Sr. Chang), Anne Cordiner (madrastra), Go Su-hee (Ma-nyeo), Kim Hye-jeong (Woo So-young), Kim Byeong-ok (sacerdote), Kim Shi-hoo (Geun-shik), Kwon Yea-young (Jenny).
Guión: Jeong Seo-gyeong y Park Chan-wook.
Producción: Lee Chun-yeong, Lee Tae-hun y Cho Young-wuk.
Música: Cho Young-wuk.
Fotografía: Jeong Jeong-hun.
Montaje: Kim Jae-beom y Kim Sang-beom.
Diseño de producción: Jo Hwa-seong.
Vestuario: Jo Sang-gyeong.
Corea del Sur, 2005

Esta película completa la llamada trilogía de la venganza, realizada por el director surcoreano Park Chan-wook y compuesta además de por esta que la cierra, por Simpatía por Míster Vengance, de la que os hablé hace no mucho y Old Boy, a mi parecer la mejor de las 3.

Lady Vengeance y el perritoEs la que menos me ha gustado de la trilogía de la venganza, a pesar de mantener una muy alta calidad, entiéndanme, y ser posiblemente la que tenga una trama más hilada. Puede que por eso sea la única de las 3 de la que los americanos están pensando en hacer un (siempre innecesario) remake. No hay todavía mucha información al respecto de esa nueva versión y no creo que la veamos este año ni el siguiente.

La historia que se nos cuenta es la de la protagonista, una hermosa joven que con 19 años se confiesa autora del secuestro y asesinato de un niño e ingresa por ello en prisión. Allí se revela como una persona muy diferente a la que la prensa mostraba, y se desvive en ayudar a todas las presas que comparten prisión con ella, soportando cualquier tarea por dura que sea.

Ojo, si no queréis conocer los pormenores de la trama no sigáis leyendo.
SPOILER

Aviso: Spoiler!


Pero todo eso no es más que una fachada, porque en los 13 años que se mantiene entre rejas ha estado tramando una venganza contra el hombre que realmente cometió el asesinato del niño. Todas las amigas que hizo en la cárcel le tienden la mano gustosamente y tras dar con el paradero del tipo en cuestión lo deja todo preparado para ajusticiarlo tal y como tantas veces había soñado.

Por el camino nos enteramos de porqué ella estuvo en la cárcel, y es que se fue a vivir con ese hombre porque se había quedado embarazada y desamparada. Él era un antiguo profesor suyo y al matar al chico que había secuestrado le chantajeó con hacer lo propio con la hija recién nacida de ella si no se declaraba autora del brutal asesinato. Al entrar ella en prisión la hija es dada en adopción a una familia australiana, y al salir de la cárcel intenta recuperarla.

Pero la venganza no resultará tal y como la había planeado, porque mientras la está consumando descubre que el niño del que ella fue culpada de asesinar no había sido la única víctima de este hombre, así que acude al policía que llevó su caso, que se siente culpable de haberla metido en prisión sabiendo que era inocente y entre los 2 se las arreglan para reunir a las familias de todos los niños asesinados para entregarles al culpable y que ellos decidan, si entregarlo a la policía y dejar que la justicia haga su trabajo o vengar la muerte de sus hijos con sus propias manos. Como es de esperar, optan por la segunda opción.


FIN DEL SPOILER

lady venganceAunque os he narrado todo el argumento, porque me parece que el guión tiene la suficiente profundidad para merecerlo, saber lo que va a pasar no creo que sea impedimento para disfrutar de la película. En cierto modo no hay importantes giros y el tono, la fotografía y las calmadas actuaciones, no habituales en el cine coreano, son lo más destacable.

A diferencia de la película que la precede en la trilogía de la venganza, Old Boy, en Simpatía por Lady Vengeance no hay dinámicas escenas de violencia con luchas y salpicones de sangre. Ésta aparece también, aunque en menor medida, y la acción es mucho más reposada y tranquila, aunque no por ello deja de tener una fuerza visual que hace enganchar al espectador y que surja la empatía con la víctima/asesina protagonista, llegar a sentir Simpatía por ella.

Y es que el personaje femenino, absoluto protagonista, está muy bien interpretado por la actriz Yeong-ae Lee, que no se ha prodigado mucho en el cine y no ha hecho nada después de esta película, que es del 2005. La sombra de ojos roja, que se pone para parecer maaaaala (varias veces se lo dicen) y su delicado rostro de singular belleza le dan al personaje el punto de dureza y de candidez, respectivamente, propicio para lo que representa, una persona de una gran bondad que se ve obligada por las circunstancias que la envuelven a realizar cosas que no quiere, pero debe hacer.

Desde luego no hace falta haber visto ninguna de las 2 partes anteriores de la trilogía para disfrutar plenamente de esta, ya que las películas no tienen puntos en común, son tramas completamente independientes. De hecho los que no hayan visto Old Boy no distinguirán a su protagonista como al malvado profesor de esta, ni al malvado de Old Boy en un pequeño papel del niño asesinado de adulto.

venganzaEntre lo que más llama la atención en el desarrollo de la historia es el vuelco surrealista que da la historia cuando se encuentran madre e hija, que se mantiene y aumenta en el encuentro final de todos los familiares, donde predomina un curioso y sutil humor negro.

Al parecer hay una segunda versión de la película, que no es la que yo he visto, que cumple con uno de los requerimientos del director, que por temas de postproducción no pudo hacer en un principio. En ella el color va decayendo a la vez que avanza la película, acabando en blanco y negro, pero con algunos objetos coloreados destacando sobre los demás. Recuerdo algunas películas que tienen ese tipo de efectos, como la Insomnia de Al Pacino, que iba teniendo menos color, o los objetos resaltados de Sin City.

Inevitable también que la película recuerde a Kill Bill, ya que tiene muchos puntos en común, tanto en la trama como en el estilo y en la protagonista, una bella mujer cuyo último fin es saciar su sed de venganza.

Lady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady VengeanceLady Vengeance

Web Oficial | Coreano | Inglés | IMDB

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Simpatía por Mr. Vengeance (Boksuneun naui geot, 2002)

mister venganceDirección: Park Chan-wook.
Reparto: Kang-ho Song (Park Dong-jin), Ha-kyun Shin (Ryu), Du-na Bae (Cha Yeong-mi), Ji-Eun Lim (Hermana de Ryu), Bo-bae Han (Yu-sun), Dae-yeon Lee (Choe)
Guión: Lee Jae-sun , Lee Mu-yeong , Lee Yong-jong y Park Chan-wook.
Fotografía: Kim Byeong-il.
Montaje: Kim Sang-beom.
Diseño de producción: Choe Jung-hwa.
Vestuario: Shin Seung-heui.
Corea del Sur, 2002

Uno de los problemas que veo con el cine asiático es algo que nos pasa en general a los occidentales, que todos los orientales nos parecen iguales. Además los coreanos en general tienen todos la misma complexión física y altura, con lo que acabo por confundir a los personajes. Y no digamos nada ya si además la película te la ves en versión original y tienes que estar con un ojo en los subtítulos y otro en la acción.

Es por eso que me suelo perder en los argumentos, aunque este está claro. El protagonista es un joven sordomudo y con el pelo verde, tipo manga, que ha de conseguir dinero para sufragar el trasplante de riñón que necesita su hermana enferma.

el chico del pelo verdeTras caer en la trampa de una mafia que le quita a él un riñón y el dinero que tiene, no se le ocurre otra cosa que, junto a una peculiar amiga que se ha echado, secuestrar a la hija de un rico con intenciones de pedir un rescate para disponer así del dinero.

Las cosas no salen como esperaban y la hermana se suicida antes de que puedan donarle el riñón. Debido a la discapacidad del joven, mientras intenta enterrar a su hermana en la orilla del agua donde le prometió que lo haría, la niña cae al río y se ahoga.

A partir de ahí comienza la historia de venganzas que centra la película, por un lado del joven sordomudo, que busca a los mafiosos que fueron causa de la muerte de su hermana para aniquilarlos y por otro la del padre de la niña, que quiere matar a toda costa al joven que provocó la muerte de su hija. Por el camino también matará a la amiga del chico y en la brillante y surrealista escena final él también será objeto de una tercera y sorpresiva venganza anunciada.

la chicaMe llama la atención un hecho por lo repetitivo que es en las películas coreanas. Es el rol que adquieren siempre los personajes principales, de los que el chico suele ser sumiso y un poco calzonazos, que se deja mangonear por la chica, que siempre es la que lleva la iniciativa y lo dirige, convenciéndolo y llevándole muchas veces a hacer cosas inverosímiles. Es un tema del que ya he hablado alguna vez con algún especialista en el tema que me lo ha confirmado.

Esta película del año 2002 abrió la llamada trilogía de la venganza de Park Chan-wook, que continuó con Oldboy (2003) y concluyó con Simpatía por Lady Vengeance (2005). De esta última ya se está preparando un remake norteamericano, y espero ver la original y hablaros de ella en breve, porque tiene muy buena pinta.

Enlace | IMDB

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Dragon Wars (D-War, 2007)

Las Guerras de los DragonesDirección y Guión: Hyung-rae Shim
Reparto: Jason Behr (Ethan Kendrick), Amanda Brooks (Sarah Daniels), Robert Forster (Jack), Craig Robinson (Bruce), Aimee Garcia (Brandy)
Música: Steve Jablonsky
Fotografía: Hubert Taczanowski
Montaje: Timothy Alverson
Corea del Sur, 2007

Insulsa película surcoreana sobre dragones, leyendas y demás parafernalia propia de estos temas.

Digo insulsa, a pesar de que los dragones están bien hechos, porque es de lo poco que se salva. Del resto todavía estoy intentado recordar algo destacable o simplemente aprovechable, pero no lo encuentro.

Hay efectos de explosiones, coches o personas que saltan por los aires que son de chichinabo. La multitud de personajes que aparecen en las batallas y los reventones que se dan en estas la hacen a ratos entretenida, pero la historia no tiene fondo.

Las Guerras de los DragonesY casi prefería no hablar de los actores, pero es que hay que hacerlo. La pareja no es que no tengan química, es que da la impresión de que no les corra la sangre por las venas. Son sosos a más no poder y cuando están juntos aumentan la sensación de estulticia que transmiten. No veo que ninguno de ellos llegue a destacar en sus carreras al menos a corto plazo, así que no me apetece ni nombrarlos.

A la película le falla algo, es poco creíble y no tiene carisma. La batalla en medio de la ciudad, por ejemplo, da la impresión de estar fuera de lugar y de haberse hecho con los recortes de lo que sobró de El Señor de los Anillos, pegado en un fondo urbano. Igual esto anima a más de uno a verla.

En cierta medida puede recordar a The Host, también coreana, también con monstruo y también con ambientación urbana, pero nada más lejos de la realidad. Por no coincidir no tiene ni ese humor tontorrón tan propio del cine coreano (el reparto es americano). El leve humor que tiene es chusco y sin gracia, acorde con las pésimas actuaciones.

Enlaces | Web Oficial | Web Oficial Corea | IMDB

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg