Archivos de la Categoría 'Películas 2002'

In this world (Michael Winterbottom 2002)

In this world cartel películaDirección: Michael Winterbottom.
País: Reino Unido. Año: 2002. Duración: 88 min.
Intervenciones: Jamal Udin Torabi, Enayatullah, Imran Paracha, Hiddayatullah, Jamau, Hossain Baghaeian, Yaaghoob Nosraj, Ghodrat Poor, Nabil Elouahabi, Kerem Atabeyoglu, Erham Sekizcan.
Guión:Tony Grisoni.
Producción:Andrew Eaton y Anita Overland.
Música: Dario Marianelli.
Fotografía: Marcel Zyskind.
Montaje: Peter Christelis

In this World es el periplo vital que experimentan dos jóvenes de Afganistan que emprenden un viaje desde su pueblo en las montañas hasta Londres. Lo harán por carretera y su trayecto supondrá varios miles de kilómetros, cruzando Afganistan, Irán, Pakistán, Turquía, Francia, para llegar finalmente a su destino. Bien podría ser un documental que ilustrase las visicitudes que sufren las personas que están dispuestos a jugarse la vida (muchos como se verá en la película la pierden) en busca de un destino que mejore su situación.
No hay subrayado de ningún tipo. Cámara en mano Michael Winterbottom recoge el transitar de los dos jóvenes, como estos pasan de país en país, escondidos las más de las veces en camiones de frutas, en los bajos de los camiones, incluso en contenedores letales a bordo de un barco. No hay ni discurso ni apenas diálogos. Lo que si queda claro es lo crudo que está moverse entre países, cruzar fronteras, en este mundo aparentemente globalizado.

Viendo la película, quizá uno entienda mejor lo que han tenido que sufrir algunas de las personas que hoy son nuestros vecinos, compartiendo nuestros inmuebles. El principal mérito de esta producción es su nulo afán de resultar didáctica o concienciadora como si la realidad hablase lo suficientemente alto y claro como para que el espectador/ciudadano/ser humano entienda el mensaje/realidad sin menor obstáculo que el que le impongan los prejuicios y la ignorancia.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

The Office Versión Británica

The office ukTítulo Original: The Office
Dirección y Guión: Ricky Gervais, Stephen Merchant
Reparto: Ricky Gervais (David Brent), Martin Freeman (Tim Canterbury), Mackenzie Crook (Gareth Keenan), Lucy Davis (Dawn Tinsley)
Reino Unido, 2001-2003

Después de ver el remake americano de la serie The Office y quedarme un poquillo defraudado, me ha dado por hacer algo que nunca debe hacerse, y ha sido ver la versión original de la serie, es decir, la británica.

Sabía que no debía hacerlo, y os recomiendo en estos casos que no veáis 2 versiones de una serie o película, sobre todo si la primera que habéis visto no os ha parecido del todo buena, porque las comparaciones son odiosas, y por mucho que la segunda que veáis sea mejor, siempre queda el regustillo.

En este caso hay que decir que ambas versiones tienen a los mismos personajes y las mismas tramas, al menos en esta primera temporada, por lo que la comparación es inevitable.

Ricky GervaisUna de las cosas que menos me había gustado de la versión americana eran las pantomimas del prota, interpretado por Steve Carrell. En la original las payasadas y el estilo son iguales, aunque cambia el actor, que es Rick Gervais, y al ser desconocido se hace más llevadero. Además es uno de los creadores y director de la serie y por si fuera poco, además productor de la americana.

La pareja formada por uno de los jóvenes comerciales y la secretaria, que no son pareja como tal, pero se pasan todo el día flirteando y tonteando, no está tan lograda. En la versión americana tenían mucha más chispa, hacían buena pareja, en esta no tanto. Ella es Lucy Davis, que ha participado en varias series, pero no es muy conocida, y él un cómico inglés algo más conocido, pero al que le falta un punto para ser realmente gracioso. Se llama Martin Freeman y ha hecho películas como La Guía del Autoestopista Galáctico o Love, Actually.

ve y coge la guitarraA su tontorrón rival en la oficina y mano derecha del jefe lo interpreta otro cómico inglés, MacKenzie Crook, de quien el nombre seguro que no dice mucho, pero que seguro recordaréis como uno de los 2 piratas tontorrones de la película Piratas del Caribe, que siempre iban juntos, el larguirucho que siempre perdía el ojo de cristal.

Esta serie, a pesar del éxito, sólo duró 2 temporadas, del 2001 a 2003, más un especial de Navidad de 2 episodios. Como ya os contaba en su momento, a su “hermana” americana parecen haberla querido estirar más y recientemente ha terminado su cuarta temporada, y la quinta ya la tienen entre manos, para empezar a finales del próximo septiembre. También se han hecho versiones en otros países, pero os prometo, que no las veré.

Versión Americana | 1×01 | 1×02 | 1×03 | 1×04 | 1×05 | 1×06

Web Oficial | BBC

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

El regalo de Silvia crítica película

El regalo de Silvia cartel películaAño 2002
Nacionalidad España-Chile-Portugal
Género Drama
Duración 103 m.
T. original El regalo de Silvia
Dirección Dionisio Pérez Galindo
Intérpretes Bárbara Goenaga (Silvia) Luis Tosar (Carlos) Víctor Clavijo (Mateo) Adriana Domínguez (Inés) María Bouzas (Conchi)
GuiónDionisio Pérez Galindo
Fotografía Alfonso Parra
Música Jorge Aliaga
Montaje Pedro Santos

El regalo de Silvia no está nada mal tratándose de una ópera prima, del director Dionisio Pérez Galindo. Las más de las veces los autores noveles quieren abarcar muchas cosas y al final prima la indefinición. Aquí son cuatro historias las que se van contando simultáneamente. El común denominador es que tres de ellos han recibido un transplante y la cuarta es la que ejerce de donante voluntaria, dado que aquejada de una depresión crónica cree que la única manera que tiene de ser feliz es donando sus órganos tras su muerte.

Uno de los transplantados recibe un corazón y ve como su situación económica mejora ya que tras entrar a trabajar en una fábrica de pizzas, al poco será nombrado encargado y verá aumentar sus ingresos, lo suficiente como para cambiar de casa y mudarse con su mujer y sus dos hijas a un chalecito. Pero no todo es un camino de rosas, porque ya sabemos que los encargados no son bien vistos, menos aún cuando debe echar gente a la calle y dar el la cara.

Otro joven, Mateo, recibe un hígado. De pasado problemático, aficionado al alcohol, va dando pequeños golpes que le prepara el dueño de un taller. Tras estar al borde la muerte y recibir el hígado, vuelve a las andadas desoyendo las palabras de los médicos y pronto frecuentará de nuevo las barras de los bares, los putis y el taller de Iñaki con tal mala suerte que acabará pisando un mes la trena. Algo que le hará cambiar su forma de ver las cosas. Trabará amistad con un joven que le idolatra, que está incluso dispuesto a irse con él al sur, a cambiar de aires, aunque a veces no se cubren y los cubre la arena y la madera.

La tercera transplantada, Inés, recibe unas córneas y así puede empezar a ver. Como sucedía en la película de The Eye, parece que el hecho de poder ver, no mejora las cosas. Comienza a descubrir su cuerpo y también el del sexo opuesto, pero deslumbrada por la realidad circundante y las palabras engatusadores verá que el amor es otra cosa, que no hace falta ver para sentirlo.

El tema del transplante al final no deja de ser una circunstancia baladí, con la que unir tres historias que bien pueden funcionar solas. Ya que los temas que se plantean van más allá de la mesa de operaciones y en ningún momento las historias entran en colisión.

Su modestia y sencillez hacen de esta la película algo agradable de ver. Es cierto que apenas conmueve, que las escenas en las que Inés requerirían una actriz con más registros, así como unos diálogos que hicieran sus circunstancias más próximas (al igual que el encuentro en la cárcel). El pero que le veo es que a pesar de que las situaciones que se cuentan son cotidianas, a mí al menos no han llegado a conmoverme, y el fin creo que de esta y de cualquier películas es mudar nuestra actitud pasiva para implicarnos de lleno con la historia.

Actores como Luis Tosar, Víctor Clavijo o Bárbara Goenaga son lo mejor de la película haciendo sus papeles los más creíbles y entrañables.
Siempre queda una puerta abierta a la esperanza y si bien a menudo la vida nos da portazos en las narices, ya vivir es un regalo y un presente (que dirían Los Rodríguez) y hay que aprovechar el tiempo que estamos por aquí para vivir y dejar vivir.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Simpatía por Mr. Vengeance (Boksuneun naui geot, 2002)

mister venganceDirección: Park Chan-wook.
Reparto: Kang-ho Song (Park Dong-jin), Ha-kyun Shin (Ryu), Du-na Bae (Cha Yeong-mi), Ji-Eun Lim (Hermana de Ryu), Bo-bae Han (Yu-sun), Dae-yeon Lee (Choe)
Guión: Lee Jae-sun , Lee Mu-yeong , Lee Yong-jong y Park Chan-wook.
Fotografía: Kim Byeong-il.
Montaje: Kim Sang-beom.
Diseño de producción: Choe Jung-hwa.
Vestuario: Shin Seung-heui.
Corea del Sur, 2002

Uno de los problemas que veo con el cine asiático es algo que nos pasa en general a los occidentales, que todos los orientales nos parecen iguales. Además los coreanos en general tienen todos la misma complexión física y altura, con lo que acabo por confundir a los personajes. Y no digamos nada ya si además la película te la ves en versión original y tienes que estar con un ojo en los subtítulos y otro en la acción.

Es por eso que me suelo perder en los argumentos, aunque este está claro. El protagonista es un joven sordomudo y con el pelo verde, tipo manga, que ha de conseguir dinero para sufragar el trasplante de riñón que necesita su hermana enferma.

el chico del pelo verdeTras caer en la trampa de una mafia que le quita a él un riñón y el dinero que tiene, no se le ocurre otra cosa que, junto a una peculiar amiga que se ha echado, secuestrar a la hija de un rico con intenciones de pedir un rescate para disponer así del dinero.

Las cosas no salen como esperaban y la hermana se suicida antes de que puedan donarle el riñón. Debido a la discapacidad del joven, mientras intenta enterrar a su hermana en la orilla del agua donde le prometió que lo haría, la niña cae al río y se ahoga.

A partir de ahí comienza la historia de venganzas que centra la película, por un lado del joven sordomudo, que busca a los mafiosos que fueron causa de la muerte de su hermana para aniquilarlos y por otro la del padre de la niña, que quiere matar a toda costa al joven que provocó la muerte de su hija. Por el camino también matará a la amiga del chico y en la brillante y surrealista escena final él también será objeto de una tercera y sorpresiva venganza anunciada.

la chicaMe llama la atención un hecho por lo repetitivo que es en las películas coreanas. Es el rol que adquieren siempre los personajes principales, de los que el chico suele ser sumiso y un poco calzonazos, que se deja mangonear por la chica, que siempre es la que lleva la iniciativa y lo dirige, convenciéndolo y llevándole muchas veces a hacer cosas inverosímiles. Es un tema del que ya he hablado alguna vez con algún especialista en el tema que me lo ha confirmado.

Esta película del año 2002 abrió la llamada trilogía de la venganza de Park Chan-wook, que continuó con Oldboy (2003) y concluyó con Simpatía por Lady Vengeance (2005). De esta última ya se está preparando un remake norteamericano, y espero ver la original y hablaros de ella en breve, porque tiene muy buena pinta.

Enlace | IMDB

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Las Aventuras Galácticas de Jaime de Funes y Arancha (Velasco Broca, 2002)

Dirección: Velasco Broca
Reparto: Nacho Vigalondo, Alejandro Tejería
Duración: 8’
España 2002

Hace un tiempo hacía el propio Vigalondo una referencia en su blog de El País a este corto, así que me decidí a verlo.

Absurdo, histriónico, divertido y burlesco, son algunos de los adjetivos que se me ocurren, porque explicar la historia se hace más complicado.

Hay que verlo para opinar, no se puede calificar. Aunque también hay que decir que es perfectamente prescindible.

Los efectos son de chichinabo y los diálogos le van al pelo.

En algunos de los aspectos absurdos y surrealistas me recuerda algo a la Guía del Autoestopista Galáctico.

Espero que acabéis bien el año con un poco de cine. Hasta el 2008.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

El caso bourne crítica película

El caso bourne cartel películaDirección: Doug Liman.
País: USA Año: 2002 Duración: 118´
Interpretación: Matt Damon (Jason Bourne), Franka Potente (Marie St. Jacques), Chris Cooper (Conklin), Clive Owen (El Profesor), Brian Cox (Ward Abott), Adewale Akinnuoye-Agbaje (Wombosi), Gabriel Mann (Zorn), Julia Stiles (Nicolette)Guión: Tony Gilroy y William Blake Herron; basado en la novela de Robert Ludlum.
Producción: Patrick Crowley, Richard N. Gladstein y Doug Liman.
Producción ejecutiva: Frank Marshall y Robert Ludlum.
Música: John Powell.Fotografía: Oliver Wood.
Montaje: Saar Klein.Diseño de producción: Dan Weil.
Dirección artística: Laurent Piron, Bettina Von den Steinen.
Vestuario: Pierre-Yves Gayraud.

El caso Bourne encabezó la trilogía completada por El mito de Bourne y El ultimátum de Bourne. El arranque es prometedor. En aguas del Mediterráneo un barco pesquero recoge lo que parece ser el cuerpo de un hombre. Al subirlo a bordo comprueban que está vivo. El médico de la embarcación extrae dos balas de la espalda y un chip al rescatado, el cual al volver en sí dice no saber quién es, ni por qué se encuentra allí.

Una vez en tierra el hombre se dirige a Zurich donde recoge sus efectos personales en un banco, al que llega a través del número de cuenta que contenía el chip alojado en su cadera. Encuentra allí pasaportes varios y mucho dinero, así como un arma, que introduce en su mochila roja. En la embajada logra librarse por los pelos, y convence a una mujer, Marie, para que le lleve a París, a cambio de 20.000 dólares. La mujer accede.

No se dan muchos detalles acerca de la identidad del hombre, el cual aunque ha perdido la memoria mantiene intactas sus destrezas y habilidades para el combate, para disparar y hablar varios idiomas. Quiere saber quién es y por qué motivo saber hacer esas cosas.

Marie y BourneEn París descubre que una de sus identidades, Kane, ha fallecido así que siguiendo ese rastro logra averiguar que es un asesino, que su objetivo era acabar con la vida de Wombosi, un lider africano al que la CIA quiere cargarse porque está dispuesto a desvelar en un libro la actividad de esa agencia federal en su país.

La película engancha ya desde su comienzo, y no tiene altibajos manteniendo el interés sin pausa. A ello ayuda la labor interpratativa de Matt Damon y de Franka Potente, ambos hacen verosimil su aventura, porque a pesar de ser una película de acción, tambien hay lugar para el amor, para la “aventura amorosa“, la cual va cimentándose con miradas y gestos, leves roces y silencios unificadores. Ella al saber que Bourne es un asesino no lo repudia, porque con esa cara de chico bueno no puede ser un criminal y debe haber algo detrás que le impele a ser así.

Vemos con agrado multitud de escenarios europeos y afortunadamente no hay corchopan ni cartón piedra, ni efectos especiales, así que lo que ves es lo que hay. La persecución con el mini por París es prodigiosa, las aceleradas escenas de lucha vibrantes, el seguimiento del agente Bourne por parte de sus creadores incesante.

Nada falta ni sobra en esta divertida película que ofrece exuda entretenimiento por sus poros y reduce el cine de acción a una fisicidad bien entendida a unos personajes con trasfondo, a un sentido del ritmo impecable, que dan lugar a una pequeña joya del cine de acción, que no requiere de presupuestos astronómicos, pantallas azules, ni toda suerte de FX para contar una historia que en su sencillaz y buen hacer nos hace pasar dos horas de puro gozo.

Matt Damon | El buen pastor | Infiltrados | Syriana | Gerry | El ultimátum de Bourne

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Novo crítica película

Novo cartel películaDirección: Jean-Pierre Limosin.
Países: Francia, España y Suiza.
Año: 2002.
Duración: 98 min.
Interpretación: Eduardo Noriega (Graham), Anna Mouglalis (Irène), Nathalie Richard (Sabine), Eric Caravaca (Fred), Paz Vega (Isabelle), Lény Bueno (Antoine), Julie Gayet (Julie), Agathe Dronne (Céline), Bernard Bloch (Doctor Sagem), Vincent Dissez (Simon).
Guión: Jean-Pierre Limosin y Christophe Honoré.
Producción: Hengameh Panahi.
Música: Kraked y Zend Avesta.
Fotografía: Julien Hirsch.
Montaje: Cristina Otero Roth.
Dirección artística: Jimmy Vansteenkiste.
Vestuario: Maripol.

En 2002 Eduardo Noriega hizo sus pinitos en el cine Francés, con la película Novo que pasó sin pena ni gloria, y es entendible dada su baja calidad, secundada por la también española, Paz Vega. El cartel de la película es cuando menos provocativo, pues la cabeza de Noriega busca algo bajo las faldas entre las piernas de una mujer.

Novo es la excusa perfecta para mostrar a Eduardo Noriega convertido en un icono sexual. En apenas quince minutos, su personaje se ha acostado con dos mujeres diferentes de su empresa, si bien ha de pagar peaje y además de ser garabeteado en su cuerpo por Irene, una de sus amantes, también ha de dejar que ésta le depile las nalgas, pero el amor es lo que tiene.
Ana Mouglalis en el catre con Eduardo NoriegaEs curioso que cuando Noriega rodó el anuncio de una tónica media España se excitara porque el actor mostraba su culo, cuando en Novo se pasa media película en pelota picada.

Al estilo de la notable Memento, Graham es un treintañero que no recuerdo lo que ha hecho media hora antes, así que va apuntando todas las cosas que conforman su existencia sobre post-it de diversos colores y apuntes varios que pega sobre la pared de su casa así como en una pequeña libreta que recoge los acontecimientos más importantes.

En la empresa donde está empleado su jefa se lo cepilla con algarabía y complacencia de Graham que a pesar de perder la memoria no hay perdido el gusto por el sexo y dispara a todo lo que se menea. Allí conoce a una chica llamada Irene que el primer día de trabajo se lo pasa por la piedra y con el que mantiene pasatiempos eróticos que muestran al espectador.

La hora de la depilaciónGraham antes de perder la memoria, tenía una vida, una esposa y un hijo el cual ronda los catorce años cuando Graham tiene poco más de treinta, pero la coherencia interna no es una virtud de esta película. El niño quiere estar con su padre siguiéndolo por todas partes. A su vez su mujer, Isabel, ha rehecho su vida, al constatar que su marido, Graham-Pablo, no la recuerda.

Irene queda prendada de Graham y aunque reconoce que es desagradable no recordar, también apunta que es agradable follar, sin pasado, sin costumbres, dado que cada vez es como la primera vez, pero también quiere leer sus libros, que le gusten a ella y que cuando se está enamorado, se es egoista por dos.

La historia es aburrida hasta la extenuación, el guión es la mínima expresión, para contar una historia que se agota a las primeras de cambio, toda vez que sabemos que a Graham le falla la Una pareja muy guapa memoria (algo que no da ningún juego, como si sucedía para nuestra fortuna en Memento, generando intriga y suspense), para luego ir dando palos de ciego, de polvo en polvo de cuerpo en cuerpo, sin que ni Noriega, ni la bellísima Anna Mouglalis, ni mucho menos la insulsa Paz Vega logren dar cuerpo a unos personajes que se mueven sin que nada de cuanto hacen o dice nos importe un bledo, con subtramas como la historia de la muela o el reencuentro con el hijo que quedarán en los anaqueles polvorientos que recogen todas esas obras cinematográficas a olvidar.

Novo es un auténtico desastre de comienzo a fin.

Eduardo Noriega | Luna | Alatriste | El método

Paz Vega | Teresa el cuerpo de Cristo | Los Borgia | Lucía y el sexo

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Sin motivo aparente crítica película

Sin motivo aparente cartel películaDirección: Bob Rafelson.
País: USA.
Año: 2002.
Título original: No good deed
Duración: 103 min.
Interpretación: Samuel L. Jackson (Jack Friar), Milla Jovovich (Erin), Stellan Skarsgård (Tyrone), Doug Hutchison (Hoop), Joss Ackland (Sr. Quarre), Grace Zabriskie (Sra. Quarre).
Guión: Christopher Canaan y Steve Barancik; basado en una historia de Dashiell Hammett.
Producción: Peter M. Hoffman, Sam Perlmutter, David Braun, Maxime Rémillard, André Rouleau, Herb Nanas y Barry Berg.
Música: Jeff Beal.
Fotografía: Juan Ruiz-Anchia.
Montaje: William Scharf.
Diseño de producción: Paul Peters.
Vestuario: Mary Claire Hannan

No la vi en su momento, en el 2001 y no hubiera pasado nada si hubiera seguido sin verla, pero la tenía tan a tiro sobre la estantería y los ojos magnéticos de Milla Jovovich me reclamaban desde la portada del DVD con tal intensidad que no pude oponer resistencia.

Jack es un policía que toca el banjo y cuando está listo para irse unos días de vacaciones a un evento musical, recibe la visita de una vecina, que le insta a que busque a su hija adolescente desaparecida hace unos días. Jack cede al chantaje emocional y rastrea la Erin y Tyronezona. Va a parar a casa de unos agradables abuelos que tras invitarle a un te lo narcotizan. Jack aparece atado de pies y manos en una silla sin entender nada. En esa casa se dan cita un grupo de atracadores, a punto de dar un inminente golpe. Los abueletes también están implicados en el atraco, pues el abuelo, veterano de guerra, pilotará el avión que los llevará lejos. El resto de los atracadores lo forman, el listo, el tonto impulsivo y la guapa Erin. Mientras ellos se van a un banco a dar el palo, sin medias en la cabeza, sino a través del sistema informático y la colaboración de uno de los empleados del banco con el que está retozando Erin, ésta última se queda al cuidado de Jack.

Esos momentos de tensa espera dan paso a otros más lúdicos, así mientras Erin toca el piano Jack hace lo mismo con el banjo que ella le trae de su casa, así como la medicación. Jack es diabético y sin tomar la insulina es hombre muerto. Los dos tocan una canción, que no sé que diantres pinta en una película de estas características, donde el intimismo musical no pega ni con cola.
Jovovich y Samuel L. Jackson son Erin y JackLos cacos pergeñan su atraco, mientras tratan de jugársela los unos a los otros, sin que sepamos de que pie cogea cada uno.
Erin tratará de seducir a Jack, el cual se deja querer, solazado al comprobar la escultural silueta de la delincuente a través de la mampara perlada de gotas de agua, al tiempo que busca la manera de huir y dar la voz de alerta.

Es un thriller con poco mordiente y nulo interés, con unas interpretaciones que pretendiendo ser de altura se quedan en nada, con una puesta en escena poco brillante, propia de un telefilme de saldo, para contar una historia vista mil veces sin aportar nada novedoso que la haga perdurable. Lo único reseñable es constatar que Milla Jovovich es un bellezón que aquí pasa sin pena ni gloria, que Samuel L. Jackson está más desenvuelto en películas palomiteras que en otras de corte intimista como pretende ser esta y que quien se lleva el gato al agua es Stellan Skarsgärd, que lidia con lo que le echen y no está del todo mal en su papel de pérfido e inteligente atracador.

Aunque el DVD diga que la película está llena de acción esto no es cierto, salvo en su último, que no desdice el resultado final. El resto carece de savia narrativa y no consigue afianzar mi interés ni un sólo momento, incapaz de generar la historia ningún climax ni suspense.

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Alumbramiento (Lifeline, 2002)

Dirección y Guión: Víctor Erice
Reparto: Ana Sofía Liaño, Pelayo Suárez, Celia Poo, José Antonio Amieva, Fernando García Toriello
Fotografía: Ángel Luis Fernández
Montaje: Julia Juaniz
Dirección Artística: Javier Mampaso
Duración: 10’
España 2002

¡Ojo! No confundir con el corto de mismo título dirigido por Eduardo Chapero-Jackson y reciente ganador del premio al Mejor Corto en los Premios del Cine Europeo, que ha hecho a la Academia Española de Cine cambiar su visión de la importancia de los cortometrajes en el Cine Español.

Alumbramiento, Víctor EriceEste es un poético y simbólico cortometraje de Víctor Erice incluido en el largo “Ten Minutes Older: The Trumpet”, en el que varios creadores han incluido sus propias creaciones. Entre ellos hay gente de la talla de Jim Jarmusch, Aki Kaurismaki, Spike Lee o Wim Wenders, cineastas de diferentes nacionalidades y con dispares filmografías, pero todos ellos con estilos muy propios y definidos.

Proyectado en blanco y negro, a pesar de ser rodado inicialmente en color, logra transmitir el efecto del monótono devenir del tiempo. Casi sin diálogos, pero con gran fuerza en cada uno de los planos, que nos van llevando hacia el desenlace que reúne a los personajes entorno a pequeño recién nacido, en la misma fecha propio Erice.

El transcurrir del tiempo, la guerra y la posguerra, las diferencias de clase, muchos son los aspectos que se ven reflejados en este trabajo de un director no tan prolífico como podríamos desear, dada la calidad de su obra.

Enlace | Web Oficial | Ten Minutes Older: The Trumpet

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg

Amen crítica película

Amen cartel películaDirección: Costa-Gavras.
País: Francia.
Año: 2002.
Duración: 130 min.
Interpretación: Ulrich Tukur (Kurt Gerstein), Mathieu Kassovitz (Riccardo Fontana), Ulrich Mühe (Mengele), Ion Caramitru (Conde Fontana), Friedrich von Thun (Padre de Gerstein), Antje Schmidt (Frau Gerstein), Hanns Zischler (Grawitz), Sebatian Koch (Höss).
Guión: Costa-Gavras y Jean-Claude Grumberg; basado en el libro ‘Der strellvertreter’ de Rolf Hochhuth.
Producción: Claude Berri, Andrei Boncea y Michèle Ray-Gravras.
Música: Armand Arnar.
Fotografía: Patrick Blossier.
Montaje: Yannick Kergoat.
Diseño de producción: Ari Hantke.
Vestuario: Edith Vesperini.

Lo primero que llama nuestra atención es el cartel en el que una cruz deformada se asemeja a una esvástica. La foto es obra de Oliviero Toscani , el de las campañas de Benetton.
Amen centra su atención en la indiferencia con la que la Iglesia Católica en general y El Vaticano en particular afrontó el exterminio judío durante La Segunda Guerra Mundial. Kurt Gerstein es un científico de las SS que ve con sus propios ojos lo que se hace en un primerizo campo de exterminio donde se creman los cuerpos de los judíos. Es un privilegiado porque según le informa El Doctor y los altos mandos que le acompañan sólo una docena de personas han visto lo que él ha tenido ocasión de ver.
Ante esa tesitura hay varias opciones; coger un medio de transporte y dejar Alemania acompañado de su mujer y sus tres hijos, ser cómplice de las atrocidades cometidas por la SS, o seguir en su puesto a fin de ser testigo y poder dar testimonio de lo que se está haciendo, acumulando pruebas y documentos.

Kurt optará por esta tercera opción y así pasa de preparar productos químicos que liberan el agua de gérmenes para las tropas que guerrean en el frente, a emplear esos mismos productos para gasear judíos en tandas de 10.000 personas al día. En palabras de las SS, el extermino judío se apareja a la producción de una fábrica (de muerte en todo caso) donde los muertos eran el producto resultante, en forma de cenizas y el objetivo era que la cadena de producción funcionara a pleno rendimiento, a fin de poder matar al mayor número de personas cada día, para lo cual era menester estudiar la manera de obtener el mayor rendimiento de los hornos, reduciendo los tiempos muertos.

Kurt siente que la Iglesia Católica no puede permanecer impasible y exige de ella una voz crítica. Así irá a ver a un nuncio papal que lo despacha con cajas destempladas, pero allí está presente Riccardo Fontana, un cura con buenos contactos con el Papa Pío XII, que a raíz de lo que oye de la boca de Kurt pone todo su empeño en lograr que el Papa esté al tanto de lo que está acontenciendo, y para que pueda actúar contundentemente, está dispuesto a proporcionarle pruebas materiales, que le suministrará Kurt.

Riccardo Mientras los judíos son exterminados día a día, en El Vaticano no hay grandes cambios. La burocracia y el protocolo enlentecen cualquier iniciativa, mientras las fosas se llenan de cadáveres. El hecho de que Hitler hubiera erradicado el comunismo en Alemania y quisiera hacer lo mismo en Rusia, acabando con Stalin, le granjeó en un comienzo, una posición favorable ante el resto del mundo. Cuando llevó a cabo “la solución final“, que el “enemigo” no fuera un ejercito armado, sino un numeroso grupo de personas de la misma etnia, desarmada e indefensa, facilitó mucho la limpieza de sangre de familias enteras. La confusión de no saber qué estaba sucediendo (con los campos de concentración ubicados al este, algunos fuera de Alemania) al principio, y el miedo y la indiferencia de los alemanes después, consumaron el holocausto. (más…)

Comparte el artículo: These icons link to social bookmarking sites where readers can share and discover new web pages.
  • meneame
  • del.icio.us
  • digg